Otro dèjá vu?

Seguro que alguna tarde, pegado al televisor, tragándote el telefilme de turno, lo has sentido…”Es cosa mía o esta película me recuerda sospechosamente a…”. ¿Estoy en lo cierto? ¿Te ha ocurrido?

Sin duda Hollywood lleva padeciendo una profunda sequía de creatividad desde hace varios años. Además del manido recurso de las secuelas, precuelas, remakes… otra forma de no parar la productividad es la “inspiración”, inspirarse en los que fueron grandes éxitos de la pantalla.

-“Quedemos en lo alto del Empire State building el día de San Valentín” – “…uy espera un momento ¿eres Cary Grant y no me había dado cuenta?”. Igual que lo acordaron Deborah Kerr y Grant en 1957 en ‘Tú y yo’ (‘An affair to remember’), unos años más tarde, inspirados en aquella fatal cita, Meg Ryan y Tom Hanks fijaron el emblemático edificio como lugar de encuentro. ‘Sleepless in Seattle’ fue su título original, mientras que en España, en un guiño a su predecesora, decidieron traducirla como ‘Algo para recordar’… Durante la cinta de 1993 se hace referencia a ‘Tú y yo’ en varias ocasiones: la protagonista ha visto millones de veces la película, se sabe los diálogos e idealiza sus escenas, es por ello que decide conocer a su desvelado de Seattle en el mirador del Empire State.

¿Ya es otra vez Navidad? El clásico de Frank Capra ¡Qué bello es vivir! o lo que es lo mismo, el manido recurso de series para los especiales navideños en el que un ángel guía al protagonista por un futurible: cómo sería la vida si él no hubiera nacido. En el film de 1946, un arruinado padre de familia está a punto de suicidarse cuando un ángel le salva la vida y le muestra cómo sería ésta sin él. Aplicable a todos los personajes posibles y todas las temáticas, desde Laura Winslow (Cosas de casa) a Matthew McConaughey.
Si hay un viaje por excelencia que da juego al cine norteamericano, es sin duda la peregrinación a Roma. ¿Quién no ha pensado nunca en tomar un helado en la Piazza Espagna, meter la mano en la Bocca della Verità, o dar un paseo en Vespa? Sin duda Vacaciones en Roma caló hondo en el cine, y todas las estrellas adolescentes han tenido su viaje la ciudad eterna, con paseo, helado y romance, un viaje “todo incluido”.


Por último y sin alejarme de la sutil línea romántica de las películas elegidas… ejem, ejem… Otra exitosa película de Meg Ryan: Tienes un email. Pocos saben que esta cinta de 1998 tiene su origen en una película anterior, El bazar de las sorpresas (A shop around the corner) de 1940. En esta ocasión podría decirse que se trata de un remake, una adaptación a nuestra época del film protagonizado por James Stuart y Margaret Sullavan, en el que dos personas que se odian por completo, mantienen correspondencia entre ellos sin conocer a su remitente. Como curiosidad, la tienda de Kathleen Kelly en Tienes un email, se llama “la tienda de la esquina”, en inglés “a shop around the corner”… ¿Os suena?


Y ahora que habéis visto algunos ejemplos, animaos a aportar otras películas inspiradas en películas. Poco a poco irán saliendo y se desmantelarán algunos de los clásicos de vuestras videotecas, o si lo preferís, ved algunas de las cintas de esta lista.

One Comment on “Otro dèjá vu?”

  1. Me encanta! me parece un tema muy original! Se que no es una película pero en Gossip Gir, Blair Waldorf sueña infinitas veces con ser Holly Golightly de Desayuno con diamantes 🙂 y en las de Disney ya ni te cuento la de referencias que hay. Una pena que no pueda poner imágenes para explicarlo!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.